Reforma al artículo 311 y adición del Capítulo XII Bis a la Ley Federal del Trabajo, en materia de teletrabajo

12/01/2021

Pérez Correa González

Reforma al artículo 311 y adición del Capítulo XII Bis a la Ley Federal del Trabajo, en materia de teletrabajo

De conformidad con la reforma pertinente, se reforma el artículo 311; y se adiciona un Capítulo XII Bis con los artículos 330-A; 330-B; 330-C; 330-D; 330-E; 330-F; 330-G; 330-H; 330-I; 330-J y 330-K de la Ley Federal del Trabajo, para quedar como sigue, misma que entrará en vigor al día siguiente de su publicación:

Se modifica el artículo 311 de la Ley Federal del Trabajo para definir el trabajo a domicilio.

Se destaca la importancia de las tecnologías de la información, así como su definición legal.

Para que se considere teletrabajo, el tiempo de labores fuera de las instalaciones de la empresa deberá ser mayor al 40% del total del tiempo de la jornada. No será teletrabajo aquel que se desarrolle de forma ocasional.

Se deberá considerar adicionar aspectos relevantes en el contrato de trabajo como (i) el equipo e insumos de trabajo que se entregan, (ii) la descripción y monto que recibirá el trabajador por pago de servicios especiales en el domicilio por el teletrabajo; y (iii) mecanismos de contacto, supervisión y distribución de horarios.

El teletrabajo formará parte del contrato colectivo de trabajo, aplicable entre sindicatos y empresas. En caso de no contar con uno, se deberá incluir el teletrabajo en el reglamento interior de trabajo.

Establece nuevas obligaciones especiales para los patrones, las cuales podrán ser supervisadas por los inspectores laborales: (i) proporcionar, instalar y dar mantenimiento a los equipos del teletrabajo; (ii) asumir costos de esta modalidad, incluyendo, en su caso, el pago de servicios de telecomunicación y la parte proporcional de electricidad; (iii) implementar mecanismos de seguridad de la información y datos; (iv) respetar el derecho a la desconexión de las personas trabajadoras; e (v) inscripción a trabajadores en el régimen obligatorio de la seguridad social.

Establece nuevas obligaciones especiales para los trabajadores como: (i) cuidado de los equipos y materiales para el teletrabajo; (ii) informar oportunamente de los costos pactados derivados por consumo de electricidad y servicios de telecomunicaciones; (iii) utilizar sistemas operativos para la supervisión de sus actividades, y (iv) atender políticas de protección de datos, así como restricciones sobre su uso y almacenamiento.

La migración de la modalidad presencial a teletrabajo (es reversible) será voluntaria y por escrito, salvo casos de fuerza mayor.

Se deberá de respetar la intimidad del trabajador durante la supervisión del teletrabajo. Los micrófonos y video se podrán usar solo de forma extraordinaria.

Las disposiciones de la NOM 035, estarán relacionadas para garantizar las condiciones especiales de seguridad y salud del empleado.